CÓMO ESTRUCTURAR TU PROPUESTA DE VALOR

Si quieres aprender cómo estructurar tu propuesta de valor para tu negocio de network marketing, este artículo es para ti.

Una de las cosas en las que más falla la gente, es en explicar clara y brevemente la oportunidad de negocio que tiene en sus manos. Es normal que cuando estamos empezando esto puede ser confuso, pero la idea es estructurar nuestra propuesta de tal forma que no solamente sea sencilla sino atractiva.

Por eso hoy quiero enseñarte lo que tiene una propuesta de valor bien armada.

¿QUÉ ES UNA PROPUESTA DE VALOR?

Una propuesta de valor es un recurso para transmitir de manera objetiva y directa las ventajas que una empresa puede aportar a sus clientes.

Para tener un gancho irresistible y convertir en clientes a muchas más personas, necesitas saber transmitir correctamente el valor que ofreces.

Una persona analiza 2 cosas cuando le presentas una oportunidad de negocio:

  • Los beneficios que le aporta.
  • Cuánto le va a costar.

Si lo primero supera a lo segundo, se creará la percepción de que lo que ofreces merece la pena. Si ocurre al revés, la persona no te comprará.

Un error muy típico es confundir la propuesta de valor con el slogan. El slogan no es lo mismo. Saber transmitir tu valor va más allá de una frase bonita y bien estructurada.

slogan

Por ejemplo, mi slogan es: FIND YOUR FREEDOM. Pero esa no es mi propuesta de valor. Mi propuesta de valor es ofrecer una mentoría personalizada para enseñar a las personas a generar ingresos online y viajar más por el mundo gracias a la oportunidad de negocio que puedo ofrecer a través de inCruises.

Transmitir una propuesta de valor es como si quisieras conquistar a alguien. Deberías ser capaz de demostrar cuáles son tus virtudes y qué te hace diferente. Lo mismo ocurre con un negocio que compite en un mercado y quiere atraer más clientes. Por lo tanto una buena propuesta de valor debe transmitir lo siguiente:

  • Cómo tu empresa, producto o servicio resuelve el problema o necesidad de tu cliente.
  • Qué beneficios debe esperar el cliente de tu servicio.
  • Por qué te debe elegir a ti y no a tu competencia. Cuál es tu valor diferencial.

Para poder transmitir estos tres puntos de forma efectiva recuerda:

  • Debe ser clara y fácil de entender. En general, no valen los tecnisismos ni cosas raras.
  • Comunica claramente qué va a obtener el cliente con tu producto o servicio.
  • Explica qué te diferencia de la competencia.
  • Cuanto más breve, mejor.

Para armar tu propuesta de valor, tienes que tener muy en claro quién es tu cliente ideal. Por eso en el siguiente blog te explicaré cómo armar tu nicho de mercado.

Si este blog post te ha dado claridad acerca de cómo estructurar tu propuesta de valor te invito a que lo compartas con ese amigo o amiga que está empezando en el camino del emprendimiento. Seguro te lo agradecerá, sobre todo si todavía está dándole la vuelta a las cosas.

Visita mi canal de youtube para más contenido en emprendimiento, desarrollo personal, educación financiera, fit life y viajes.

¿Cómo te contacto?